Los fans del deporte ya saben de qué va esto: vuelve Roja Directa, el portal de streaming deportivo más popular de España. Y para los que no, se trata de una página web que recopila los links de las retransmisiones de todos los eventos deportivos de la temporada. Siempre se mantiene al día con todo, por lo que tiene gran cantidad de visitas día a día. O las tenía.

Los fieles fanáticos de este sitio web tan emblemático ya saben sobre la persecución legal que ha tenido y los innumerables esfuerzos por cerrarlo de forma definitiva. El cese de su estadía en Internet ha sido causa de diferentes demandas que ha recibido por infracciones a los derechos de autor. Su defensa para volver al aire ha sido que no es una página que cobre por eso, y que si se lucra es meramente por las visitas que recibe. Sin embargo, cuando le han llegado las sanciones, han sido implacables.

¿Qué pasa con la piratería?

La lucha contra la piratería es entendible, tanto por temas de propiedad intelectual y derechos de autor, como el aspecto lucrativo de ambas partes. Pero esta es una realidad muy difícil de combatir y parece ser algo eterno, ya que la piratería es la opción preferida de entretenimiento, y no necesariamente tiene que ver con la falta de poder adquisitivo.

Las personas que tienen estas prácticas, si ven que un sitio cierra, buscan una alternativa. La persecución debe ser continua, lo cual es imposible, debido a lo infinito del Internet. En el caso de Roja Directa, la situación es un poco más compleja: hay una conexión entre el público y esta web. Cientos de miles de personas, literalmente hablando, buscaron alternativas mientras esperaban el regreso de Roja Directa.

Parece ser algo absurdo, pero no se trata de una piratería por el placer de hacerlo y ya, sino que hay una comunidad detrás que le tiene fidelidad a la marca. En el caso de esta web en específico, se debe a que fue la primera en responder a las demandas de tantas personas queriendo ver sus eventos deportivos favoritos cuando quisieran. Ver deportes se volvió algo mucho más accesible.

Roja Directa está en los corazones de los fanáticos del deporte. Aunque cierre, apenas vuelva tendrá una gran acogida, mientras los internautas buscan alternativas en su espera.

¿Cómo afecta esta piratería a la industria deportiva?

El deporte es uno de los tres sectores más lucrativos de la economía formal a nivel global. La cantidad de dinero y de emociones que mueve es impresionante. Basta con saber que el planeta entero se paraliza durante un día con una final del Mundial. ¿La piratería del streaming hace que pierdan dinero? La respuesta es que no.

Hay una perspectiva muy interesante a considerar y es que el deporte como industria conoce sobre estas prácticas piratas y sabe el motivo de su existencia. La cuestión está en por qué no le ofrece a los usuarios una opción oficial para hacer streaming de los eventos deportivos. Ya hay allí un mercado muy claro que grita por ser explotado.

El streaming deportivo ayudaría a este sector a ganar sumas gigantescas de dinero. Es una industria que siempre tiene competiciones, por lo que sería rentable todo el año. También tiene variedad de deportes y, por tanto, públicos, así que tiene muchos mercados en uno solo, y se renuevan constantemente.
El entretenimiento debería tomar nota de todo esto y satisfacer de una vez esta demanda. Resulta la única medida posible contra la piratería. Incluso para aquella que se da por fidelidad a una marca pirata, ya que se puede sustituir por una oficial. Netflix, por ejemplo, se ha vuelto tan popular que no se trata de ver películas y series, sino de “ver Netflix”. Vio una necesidad, se presentó como alternativa, ofreció todas las demandas del servicio y se ganó un lugar en el corazón de los aficionados al cine.

El streaming y el deporte: la actualidad y el futuro

Si bien es cierto que se han planteado las posibilidades de la retransmisión en redes sociales por parte de los canales oficiales, parece no ser suficiente. No termina de satisfacer la demanda de simplemente ver cualquier evento deportivo cuando y donde sea, de forma cómoda y rápida.

Roja Directa ha demostrado una y otra vez ser esa solución ideal para el consumidor. Incluso amplía su espectro de públicos en la medida en la que va siendo necesario. En la actualidad se encuentra transmitiendo los eSports, uno de los fenómenos en el deporte. Mientras la industria del deporte se debate si son o no son, ya el público los acepta como tal.

Poco a poco el sector deportivo está cambiando, por lo que es imperante mantenerse al día. Lo irónico de la situación es que son las personas las que van a la par de los avances, mientras las empresas parecen estar quedándose atrás. La industria no da respuesta a las nuevas demandas; si esto continúa, siempre habrá una alternativa mejor que la oficial.