La pandemia afectó fuertemente a España, pero no a todas las regiones de la misma manera. Vigo es una ciudad que tuvo muchos casos y aún se están presentando algunos brotes que han preocupado a los especialistas, aunque han estado dentro de lo establecido.

En este sentido ya están dejando la cuarentena atrás y se preparan para diseñar la próxima navidad, en la que harán las respectivas fiestas que atraen a millones de turistas de todas partes del mundo.

Generalmente duran desde noviembre hasta los primeros de enero, tiempo suficiente para disfrutarlo al máximo.

El año pasado esta celebración fue todo un éxito, en la que más de 3,8 millones de personas visitaron el centro de Vigo para deleitarse con la navidad que fue organizada por las autoridades locales. El alcalde, Abel Caballero, informó que allí no están contando los menores de edad, algo que abultaría las cifras significativamente.

Este evento data de tres años atrás y cada edición siguen creciendo gracias todo el esfuerzo mancomunado de varias organizaciones. Le ofrecen al turista no solo diversión sino seguridad, instalaciones sanitarias de primer nivel, playas limpias y mucho más.

De hecho el mismo funcionario admitió que esperan grandes cosas de este verano gracias a los planes anti Covid19 que ya se han establecido desde días atrás para ofrecerle a la población la alegría que no tuvieron meses atrás.

Para esto han aplicado un mecanismo de limpieza de las playas para asegurarse que estén libre de cualquier virus y así puedan bañarse y disfrutar del buen clima que habrá este verano.

A su vez habrá una cinta de colores que ya se ha aplicado en otras comunidades con mucho éxito para que todos los visitantes mantengan la distancia prudencial que piden los organismos de seguridad.

Tal es el nivel de resultados que han logrado que otros ayuntamientos los hayan llamado para solicitar información al respecto.

El alcalde piensa que este modelo es perfectamente replicable a otras localidades, así que han puesto a disposición de todas las indicaciones básicas para que puedan darles diversión y alegría a sus ciudadanos.

Todo parece indicar que ahora existe una mayor conciencia en cuanto a las medidas de bioseguridad básicas que hay que mantener para que todo salga perfecto. Lo vivido en los meses anteriores podría marcar un antes y un después desde todo punto de vista.

Los visitantes deben tener la conciencia tranquila y seguir con todas las indicaciones que darán las autoridades cuando ya estén en el sitio. A pesar de que la situación está controlada, existe riesgo de rebrote y salir contagiado, ya que el virus aún no se ha eliminado por completo.