Las constelaciones son un conjunto de estrellas que presentan una posición invariable en el cielo, hasta el punto de que pueden estar situadas a cientos de años luz unas de otras. Ya las civilizaciones antiguas comenzaron a vincular estrellas para crear constelaciones y a las que les fueron dando diferentes nombres.

Si se desean contemplar en la esfera celeste, lo ideal es dirigirse en primer lugar a esta web de telescopios para encontrar el aparato más adecuado. En el mercado actual hay una gran variedad de telescopios para observar el cielo. Refractores, reflectores o catadióptricos, solo hay que elegir el modelo adecuado y disfrutar siguiendo el trazo imaginario de las estrellas y encontrar las constelaciones.

Recomendaciones básicas para ver las constelaciones

Hoy en día están catalogadas un total de 88 constelaciones. La mejor época del año para poder contemplarlas es en verano, ya que el cielo se halla por lo general más despejado de nubes. Aunque esto no es óbice para que en cualquier noche despejada puedan apreciarse algunas de estas constelaciones.

Es recomendable también salir a campo abierto para encontrar más constelaciones. Allí no habrá problemas de visión con los edificios ni molestarán los focos, los reflejos ni los destellos de las luces. Son los consejos básicos que se suelen citar para saber como puedes ver las constelaciones.

Por otra parte, es también muy aconsejable no solo situarse en una zona sin luz, sino también elegir para la contemplación un día en el que no haya Luna Llena. La propia imagen que emite la Luna imposibilita que se vean bien las estrellas que conforman la constelación. Además, el cielo no debe contener tampoco ningún atisbo de humedad.

Una vez situados, hay que empezar a buscar las constelaciones de derecha a izquierda, es decir, en el sentido contrario a las agujas del reloj. Hay que tener en cuenta la rotación diaria del planeta y, por tanto, el giro que se produce en la bóveda celeste, lo que provoca que las estrellas que se dejan ver antes se situarán en el lado derecho.

Cómo identificar las constelaciones

Contar con un planisferio o un mapa estelar es de gran ayuda para identificar las constelaciones. Si no es así, hay diversas aplicaciones para móviles que permiten ubicar a tiempo real constelaciones, objetos celestes e incluso planetas.

Es muy importante que el primer paso sea tratar de identificar las constelaciones de Casiopea, Cruz y Orión. Estas tres, junto con las más conocidas de la Osa Menor y la Osa Mayor, servirán de guías principales para poder encontrar más constelaciones.

Precisamente, si se logra identificar la constelación de Casiopea y la Osa Mayor se descubrirá la Estrella del Norte, ya que esta se halla en medio de las dos constelaciones anteriores. Casiopea, por su parte, se encuentra debajo de la Estrella del Norte.

Pero es a partir de la Osa Mayor desde donde se pueden encontrar más fácilmente otras constelaciones y estrellas

Constelaciones del hemisferio norte

Si la persona se halla en el hemisferio norte del planeta, lo que podrá ver son las llamadas constelaciones Boreales o Septentrionales. Las más fáciles de ver son las siguientes:

  • Osa Menor:  formada por 7 estrellas principales, tiene forma de cuchara
  • Osa Mayor: también tiene 7 estrellas principales y tiene forma de cuchara más grande
  • El Dragón: formada por 15 estrellas y con forma de S al revés, se halla entre la Osa Menor y la Osa Mayor
  • Casiopea: posee 5 estrellas principales y tiene forma de M, W o zigzag
  • Cefeo: situada entre la Osa Menor y Casiopea, tiene forma de casa al revés
  • Orión: dispone de tres estrellas principales alineadas y se halla muy cerca del ecuador

Constelaciones del hemisferio sur

Las constelaciones que pueden verse en el hemisferio sur reciben el nombre de constelaciones Australes. Las más fáciles de distinguir son las siguientes:

  • Cruz del Sur: formada por 4 estrellas, tiene forma de cruz
  • La Liebre: posee 4 estrellas principales y tiene forma de trapecio
  • La Mosca Boreal: situada bajo la Cruz del Sur, tiene 6 estrellas principales y forma de trapecio
  • Centauro: se halla por encima de la Cruz del Sur y puede verse más fácilmente en el mes de abril

Hay que recordar que las constelaciones no pueden verse realmente como tal, sino que hay que ir ubicando las estrellas brillantes que las forman. Trazando una línea imaginaria que una estas estrellas será sin duda la manera más cómoda y sencilla por la que se podrán distinguir las constelaciones.

Equipados con un telescopio o saliendo a campo abierto, acompañados por un planisferio o un mapa estelar y siguiendo las recomendaciones anteriores es muy probable que se puedan identificar fácilmente las constelaciones. Una actividad que puede resultar perfecta tanto para cualquier aficionado como para que los niños puedan iniciarse en el mundo de la astronomía.