Isabel Pantoja  de 62 años es una de las intérpretes más reconocidas de la industria del canto, con 10 millones de discos vendidos en el transcurso de su carrera, ha firmado un contrato de dos millones de euros con Mediaset, el  9 de abril.

Aumentan las expectativas sobre su participación en el reality Supervivientes, para el cual el lunes 22 viajará a Honduras, específicamente a Cayo Cochino, donde cumplirá parte del contrato.

Por el momento, Isabel Pantoja retiró las demandas interpuestas a Mediaset

Isabel Pantoja es considerada como una de las participantes más fuertes en el reality Supervivientes, ya que tiene una gran preparación mental además de que debe coexistir con personas con las cuales ha tenido ciertos roces. Aparte del reality, Isabel cumplirá  apariciones en seis formatos. Uno de los cuales es un show de talentos, otro un evento dirigido por Paolo Vasile además de su reencuentro en televisión con Jorge Javier  Vázquez para el jueves en televisión, con el que tuvo un fuerte altercado en El Hormiguero.

Con los millones a percibir, Isabel Pantoja espera cubrir las deudas económicas generadas a partir de su detención en el año 2013, tras haber estado en prisión durante dos años adicional a  1.147.148,96 euros de multa impuestos por la justicia española.

Hoy día los medios la ponen nuevamente en la palestra, al publicar información en Lectura,  Revista que en el mes de Enero aseveró que la cantante tenía grandes deudas por un total de 4.2 millones de euros, por lo que al salir de la cárcel la cantante trató de vender su finca, en la localidad gaditana de Medina-Sidonia,  valorada en más de 7 millones de euros.

Sus finanzas no andan bien, sobre todo en los últimos meses y tras su último álbum, denominado hasta que se apague el sol, el cual dio a conocer en el 2016 y el cual no obtuvo la respuesta del público que ella esperaba por lo que no logró la tan anhelada certificación del Disco de Oro, el cual para adjudicárselo debe vender 20.000 copias, cosa que no logró.

Desde el año 2016 no ha realizado ningún concierto debido a que a raíz de su encarcelación le fue revocado el visado por la Embajada de los Estados Unidos, por lo cual se vio imposibilitada a cumplir con contratos previos en el año 2018 en la ciudad de  Miami y Puerto Rico.

Todo esto trajo como consecuencia una deuda con  la promotora Five Stars Entertainment además del adelanto que le dieron, el cual no ha devuelto al día de hoy.