Hace escasas horas, en Vigo, se ha procedido a la detención de una decena de personas que estaban implicadas en el contrabando de cannabis dentro de la ciudad. Unas detenciones que se han llevado a cabo dentro de la que se ha denominado como operación Kentira.

Se investigan posibles ramificaciones

Este será el siguiente paso que darán los cuerpos y fuerzas de seguridad del estado dentro de esta operación. Y es que se cree que estas 10 personas que han sido detenidas no son las únicas implicadas. Es más, algunas fuentes han deslizado la posibilidad de que otras ciudades colindantes, e incluso fuera de la provincia, se podrían estar llevando a cabo acciones ilegales relacionadas con esta operación.

Hallaron pequeños puntos de venta

Este fue el origen de toda la operación. La Policía Nacional investigó los puntos, muy pequeños y muy concretos, en los que se procedía a la venta y a la copra de esta esta sustancia. A partir de aquí siguieron la pista de las personas que llevaban a cabo la venta con el objetivo de dar con los responsables de la misma. El problema es que de momento no han podido dar con esas personas seguramente porque todavía no han tenido que aprovisionarse.

Por este motivo se llevó a cabo la detención de estas personas con la esperanza de que haya movimientos dentro de la supuesta organización que es la que está llevando a cabo esta venta en pequeños lugares. Asimismo se espera que con el paso de las semanas se pueda dar con el origen de todo y cortar la entrada de cannabis a la ciudad, la cual, seguramente se haga desde la costa, es decir, desde fuera de las fronteras españolas. Las investigaciones policiales continúan sin descanso para saber quiénes son los responsables del tráfico de cannabis.