Varios médicos cirujanos del Chuvi, llevaron a cabo una intervención quirúrgica en la que implantaron a una paciente femenina de 65 años, la cual presentaba un tumor, una prótesis totalmente personalizada fabricada por completo de titanio.

Según un comunicado que el Servicio gallego de Salud o Sergas dio a conocer el día de hoy, los cirujanos que forman parte del Centro hospitalario universitario de Vigo o “Chuvi”, realizaron la intervención torácica con el propósito de reemplazar parte del esternón, la clavícula y algunos arcos costales con una prótesis completa de titanio totalmente personalizada, en una paciente femenina de 65 años, la cual presentaba una tumoración.

En dicho comunicado, el Sergas informo que en Galicia, la intervención consiste en una cirugía pionera la cual supone “un hito”, debido a que dentro del territorio español  ha sido realizada muy pocas veces una intervención con estas características.

De igual manera, la jefa de Cirugía Torácica del Chuvi, indicó en la nota que en realidad, el gran suceso acerca de esta intervención, trata de la recuperación de la movilidad que presenta la paciente, la cual brinda la oportunidad de que la pieza de titanio rote exactamente en donde se encontraba ubicada la articulación que se vio afectada debido al tumor, misma que une la clavícula con el esternón.

La prótesis de titanio se diseñó de forma personalizada para la paciente

En el desarrollo de esta cirugía, formaron parte el jefe de Cirugía Vascular y la jefa de Cirugía Torácica del Chuvi, además de un equipo conformado por más de 10 especialistas de diferentes unidades. La operación tuvo una duración de 4 horas y ya la paciente fue dada de alta médica después de su recuperación en el hospital Álvaro Cunqueiro, en el cual tuvo lugar la intervención quirúrgica.

De acuerdo con los médicos, el tumor que presentaba la paciente, el cual se encontraba situado en la articulación externo-clavicular izquierda, previamente había sido eliminado de forma parcial durante una cirugía llevada a cabo en otro centro médico; sin embargo, aún existían ramificaciones, por lo que era preciso realizar una extracción un poco más extensa con el fin de impedir que el tumor reapareciera después de la intervención.

Esta es la razón por la cual el equipo multidisciplinar de médicos, se dedicó a evaluar qué tan posible era implantar una prótesis y por eso, decidieron llevar a cabo el desarrollo de un modelo a través de un diseño tridimensional que se encontraba basado en varias imágenes de alta definición que consiguieron en el hospital de Vigo.

Dicho modelo sirvió como base para poder elaborar una prótesis de titanio completamente personalizada para la intervención que se le realizaría a esta paciente en específico.