El cine es una de las actividades de ocio favoritas de los españoles. No necesariamente acudir a las salas de cine, cuya época dorada ya queda lejos, sino ver películas, consumir cultura. Las películas son el reflejo de una sociedad y de una generación y a través de ellas viajamos, nos emocionamos y aprendemos. Si eres amante del cine es el mejor momento para ponerte al día con las películas más taquilleras y los últimos estrenos que tienes en tu lista de pendientes. 

La situación actual con la crisis de sanidad que está atravesando nuestro país junto al resto del mundo nos obliga a quedarnos en casa. Es una situación excepcional que cada persona está aprendiendo a gestionar a su manera. Pero, en general, todos estamos buscando formas de pasar el tiempo en casa, de entretenernos y abstraernos un rato. Y el sector de la cultura nos lo pone un poco más fácil. Música, teatro online, bibliotecas que abren sus fondos de libros al público y, sobre todo, cine en streaming

¿Nunca has probado una plataforma de cine online? Este es el momento y te damos algunas buenas razones para empezar.

El catálogo más completo de películas

Cuando vas al cine a ver un estreno no te queda más remedio que escoger entre la docena de películas que te propone la cartelera. Sin embargo, con plataformas de películas en streaming como Somosmovies tus opciones son casi infinitas. Y lo mejor es que los géneros son muy variados. Puedes accedes a películas de cualquier categoría: acción, comedia, romántica, terror, animación, aventura, incluso a clásicos o películas de televisión. 

Y, entre todas ellas, aparecen como destacadas los últimos estrenos de Hollywood y las películas más taquilleras de los últimos meses con mayor popularidad. ¿Te acuerdas de esa película que no te dio tiempo a ver en el cine y que tienes pendiente? Ten por seguro que la encontrarás en la plataforma. El visionado de las películas es ilimitado, puedes ver tantos títulos como quieras o ver en bucle tu película favorita. 

El inmenso catálogo disponible también te será de lo más útil si pasas estos días con tu familia o con niños en casa. Las películas infantiles y de animación también están incluidas. Se trata de una ocasión perfecta par entretener a los más pequeños o para inculcarles tu pasión por el cine. 

Ver película en streaming o descargarla, el eterno dilema

Aunque tienes la oportunidad de hacer ambas cosas, cada persona prefiere un método. Cada uno de ellos tiene sus pros y sus limitaciones. Cuando hablamos de streaming nos referimos a disfrutar de un contenido audiovisual que se va cargando a medida que avanza la reproducción. Gracias a ello no tenemos que descargarnos el contenido ni ocupar espacio en nuestro ordenador o teléfono móvil. Sin embargo, que el contenido se cargue correctamente dependerá de la conexión que tengas en casa, si está obsoleta o es lenta es posible que haya ciertos parones durante la película. No obstante, hoy en día casi nadie tiene problemas de conexión en casa.

En cualquier caso, ambas son gratuitas y están sujetas a un registro en la plataforma que te llevará escasos segundos. Muchos piensan que esa gratuidad está reñida con la calidad de las imágenes y del sonido o bien que se producirán cortes o interrupciones durante la reproducción. Nada más lejos de la realidad, la mayoría de películas están disponibles en HD y todas están completas. Al fin y al cabo, las plataformas se deben a sus usuarios y cuidan que los contenidos sean de calidad. 

El cine en casa 

Es evidente que en casa no vas a conseguir la misma experiencia que yendo a una sala de cine. De hecho, puede que la experiencia en tu salón sea mucho mejor. Piénsalo por un momento: te evitas desplazamientos, colas larguísimas si vas a ver un estreno, precios desorbitados, no solo de las entradas sino también de la bebida y las palomitas, ruidos de personas molestas…

La alternativa a todos ello es convertir el salón de tu casa en la mejor sala de cine. Reproduce tu película favorita en la pantalla de tu televisor, ponte cómodo en tu sofá – mucho mejor que una butaca de cine -, prepara unos refrescos y algo de picar, baja las luces y siéntete libre de reír a carcajadas o comentar la jugada con tus acompañantes. Podrás parar la película las veces que quieras para ir al servicio o visitar la nevera y nadie te cobrará absolutamente nada. 

Por tanto, estos días en los que solidariamente debes quedarte en casa te recomendamos hacerte una lista con esas películas que tienes pendientes o hagas un maratón de esa saga que estás deseando volver a ver. El cine acompaña, divierte y seguro que el tiempo en casa se te pasa volando.