Descubre una nueva manera de animar tus fiestas

Nos encanta recordar nuestra infancia y todo lo involucrado a ella. Los dulces, las caricaturas, las canciones, los amigos, los programas de la época, la manera en la que nos vestíamos y mucho más. Pero si hay algo que define nuestra infancia son los juegos y, por supuesto, ¿cómo no recordar a los árcades? Esas máquinas que nos hacían pasar horas y horas con nuestros amigos en las salas recreativas del barrio.

mi arcade

Así que si eres de esos que aman los juegos como Pacman, Super Pang, Street Fighter, o éroes de ficcion como Iron Man,  Mazinguer-Z o súper héroes de cómics, entonces, tienes que conocer MiArcade, una experiencia que te transportará a esas tardes de ocio y combates virtuales.

¿De qué trata MiArcade?

Con MiArcade no solo tienes la opción de construir tu propia máquina de arcade para llevártela a casa, sino que también podrás alquilar recreativas y pasar una fiesta inigualable. La compañía te da la oportunidad de escoger diferentes diseños, diferentes muebles tipo bartop o tamaño completo, y más de 600 juegos clásicos de arcade. Todo esto por precios especiales para pedidos de más de 3 recreativas. Asimismo, MiArcade se encarga del transporte de las máquinas tanto para la entrega como para la recogida al sitio del evento.

Entonces, a sabiendas de esto, ¿cómo organizamos una fiesta retro de lo más divertida?

Organizar una fiesta de los ochenta o los noventas siempre será una de las cosas más divertidas. Para ello debes:

  • Decorar el sitio del evento con todos los elementos más representativos de la época como vinilos en las paredes, posters de películas, rockolas grandes, manteles de Pacman y típicas bolas de disco. Además, ten en cuenta que los espacios deben estar repletos de colores alegres y vivos.
  • Las gominolas de ositos, los cupcakes con vinilos, las galletas en formas de Pacman y colocar algunos bocadillos de la época, son ideas creativas que puedes realizar.
  • Pídeles a tus invitados que asistan vestidos de acuerdo a la época. Tan solo con suéteres XXL, stilettos fosforescentes, peinados llenos de laca, accesorios llamativos de plástico, chaquetas de cuero, mallas de colores y maquillaje escandaloso podrás obtener un buen disfraz ochentero.
  • La música, el karaoke, las máquinas arcade y las ganas de pasarla increíble, tampoco pueden faltar.

Transpórtate al pasado recordando de forma divertida todos esos sonidos, juegos, personajes, trucos y demás cosas que creías haber olvidado. ¿A qué esperas?