El 2 de septiembre del año 1917 se abrió el Centro Oceanográfico de la ciudad de Vigo, el cual cumplía una solicitud llevada a cabo por parte del pleno municipal debido a la construcción del Instituto Español de Oceanografía tres años atrás.

100 años más tarde, ha logrado convertirse en un referente a nivel global, contando con unos 120 trabajadores y alrededor de 60 proyectos científicos en marcha pertenecientes a distintos ámbitos, los cuales posen un vínculo común, a la hora de investigar con el fin de mejorar los recursos que existen actualmente.

Eduardo Balguerías, quien en la actualidad es el director del IEO, afirmó que frente a la posibilidad del incremento de 10.000 millones de personas para el año 2050, todas las esperanzas se encuentran sobre los bienes y servicios que sean capaces de brindar los océanos para optimizar el sustento humano, razón por la cual es preciso usar la energía azul y mantenerla de manera sostenible.

Asimismo, recordó que en la actualidad únicamente se conoce alrededor de un 10% de todo el océano. Alegó también que, conocemos mucho más la cara oculta de la luna que lo que se conoce del mar y aunque se ha logrado avanzar mucho, es preciso no instalarse en la autocomplacencia.

Centro Oceanográfico de la ciudad de Vigo

Igualmente, Balguerías recalcó que se requiere de una mayor cantidad de materiales y recursos humanos, los cuales no dejaremos de solicitar; sin embargo, es obligación de todos el unificar esfuerzos y optimizar la coordinación con el propósito de convertir el océano en un lugar de diálogo y colaboración, en vez de en un lugar de competición. De igual manera, recordó que la inauguración del Centro Oceanográfico respondió a una “insistente solicitud de la ciudad de Vigo”.

Nuestro fundador era consciente de que en la ciudad debía haber un centro oceanográfico, enfatizó el director del IEO, quien recalcó también que el centro consiste en un “referente a nivel mundial cuando se trata de investigación marina”.

Delegados sociales, políticos, militares y también de la sociedad civil se reunieron en la sede Afundación el día jueves 28, con el fin de ser parte del evento conmemorativo realizado para celebrar los 100 años de la construcción del centro vigués,  el cual coincidió justamente con la llegada a la ciudad de Vigo del Pergamino Vindel, siendo éste un hito que varios de las personas presentes desearon asociar debido a la estrecha relación que ambos tienen con el mar.

El recorrido que tuvo lugar a través de la historia antigua y la actualidad del Centro Oceanográfico de la ciudad de Vigo, se encontró amenizado con música en vivo al igual que por la proyección de un vídeo, donde se mostraban las instalaciones, ubicadas en Cabo Estai, además del trabajo realizado por los investigadores.