Los homenajes a los presos de ETA se extenderán, esto lo ha dicho Arnaldo Otegi líder de EH Bildu; recordó  que la Audiencia Nacional archivó las denuncias que habían hecho en su contra

Sentenció que «No existe delito punible» y fijó posición después que las asociaciones de víctimas y todos los partidos políticos denunciaran los homenajes públicos que le rindieron durante el pasado fin de semana a Xabier Ugarte en Oñate y José Javier Zabaleta ‘Baldo’ en Hernani.

Anunció el líder abertzale que hay 250 presos y habrá 250 recibimientos

En ambas localidades se llevaron a cabo los actos; los mismos fueron denunciados ante la Fiscalía  por el Gobierno de España y las asociaciones de víctimas aunque Otegi manifestó que en el futuro continuarán realizándose.

«No se hacen para humillar  sino para recibir a una persona que viene a su pueblo», señaló el líder de la coalición abertzale quien demandó una medida favorable para los 250 confinados de ETA que consuman sus penas.

Recalcó nuevamente Otegi que «Hay 250 presos y habrá 250 recibimientos«; igualmente reconoció  que la izquierda abertzale ha mantenido reuniones con el PSOE y las asociaciones de víctimas para que los homenajes se hagan en lugares  privados toda vez que se dio libertad a decenas de seres que permanecieron encarcelados cuando fue anulada la doctrina Parot y hoy tienen otra condición.

Otegi no explicó por qué la izquierda abertzale apoya celebrar tal distinción pública en donde particularmente piensan utilizar bengalas, cohetes e ikurriñas dentro de unos espacios dedicados al esparcimiento y se piensan destinar para hacer un recibimiento por todo lo alto a terroristas incriminados de secuestros y asesinatos.

Recordó que cuando llegó a su pueblo Elgoibar, en la plaza había personas que no estaban de acuerdo con su línea política. Se le acercó mucha gente del PP, PNV y del PSOE  que le decían que a pesar de no comulgar con sus ideas, se alegraban de que estuviera en la calle disfrutando su libertad.

Para Otegi, los que han vuelto a sacar a la luz pública el tema del debate sobre los recibimientos «son quienes tratan de obstaculizar el proceso de convivencia». Considera que planificar dichos actos en la estricta intimidad como propuso el Foro Social, no remediará nada.

Y no sería razonable, por qué no elogiar a estas personas si en otros lugares lo hacen, “se reciben y se homenajean de la misma forma».

Recuerda que en cierta ocasión el ministro de Exteriores del Gobierno socialista visitó Guadalajara para agasajar a José Barrionuevo y Rafael Vera. Por ello no le parece bien que no quieran reconocer el trabajo de  estos individuos pero no va a estar todo el día reprochando y quejándose por la misma razón.