El 8 de marzo es una fecha muy especial para cientos miles de personas en todo el mundo, ya que se celebra oficialmente el día de la mujer. Generalmente en varios países se hacen celebraciones, marchas y otros eventos.

Vigo no fue la excepción y el pasado domingo se unieron todos los viguenses para pedir más apoyo e igualdad entre todos, así como pedir menos agresiones ante las mujeres, sea verbal o física.

Fue una extraordinaria marea de personas en toda la ciudad que quisieron hacerse escuchar mediante cánticos y una marcha que quedará marcada para la historia. Las mujeres que estaban presentes se vistieron de forma particular e hicieron cuadros y pancartas para mostrar su descontento.

Los gritos se escuchaban a kilómetros de distancia, y es que no es para menos, ya que más de 15.000 personas se agruparon para demostrar que están en desacuerdo con los más de 55 asesinatos de mujeres que ocurrió el año pasado en territorio español.

Un hombre asesina a su mujer y se suicida en Cuevas del Almanzora

Todo bajo control

Más de 50 agentes de policía se hicieron presentes para monitorear que las cosas no se salieran de control en la marcha, sin embargo, todo estuvo en perfecto estado, desde la hora de la convocatoria hasta que culminó la manifestación.

Los asistentes se mostraron muy cívicos, siempre alegres y mostrando parte de la pasión y alegría que tienen las mujeres españolas. A la marcha se sumaron varios políticos y diputados de todos los bandos para expresar su apoyo a todos los que se atrevieron a salir a las calles.

De esta manera transcurrió el día en la ciudad de Vigo, un domingo completamente diferente donde no hubo tiempo para descansar del día a día. Esto siempre se acostumbra en estas fechas.

Erradicar la violencia

Sin duda alguna que la violencia hacia la mujer es algo que tenemos que erradicar de nuestro país de una vez por todas. Es alarmante lo que está sucediendo, en la que cada vez hay más agresiones a este género.

Los valores se han estado perdiendo, ya que anteriormente esto era demasiado complicado de ver. Nos criaron de una forma en la que no se podían tocar a las mujeres ni con el pétalo de una rosa.

Es hora de volver a esos tiempos, pero para esto hay que hacer toda una campaña a nivel nacional e internacional para hacerle entender a todos que este no es el camino adecuado. Mientras más agresiones tendremos una sociedad hostil y preparada para combatir.

Este 2020 tiene que ser de cambio y una buena manera de generarlo es a través de manifestaciones pacíficas como esta. Con el esfuerzo de todos podemos llegar a la tan ansiada meta.